En época de calor permanecer en casa puede ser una tortura, pues si tu casa es antigua o simplemente no cuenta con aire acondicionado y el pequeño ventilador que tienes no te refresca para nada, tienes que pensar seriamente en instalar un aire acondicionado para tu casa, y si lo quieres hacer pero no sabes cual es el correcto para ti, checa los tipos que hay escoge el aire acondicionado que prefieras.

Los sistemas de aire acondicionado son de dos tipos; descarga directa y conductos.

Aire Acondicionado por Descarga Directa: aire acondicionado feature

Este tipo es el adecuado para casas de fin de semana, es aquél que debe de ser usado y enfriar inmediatamente, es decir actúa de manera rápida ambientando a la temperatura perfecta para el usuario en un corto tiempo. Además este tipo de aire ayuda a mejorar la calidad del aire, liberándolo de partículas de moho, ácaros y otros alérgenos.

Se encuentra en los equipos conocidos como split y compactos de ventana, cuentan con un refrigerante ecológico con un impacto cero nocivo para la capa de ozono.

Los compactos de ventana son los más conocidos y clásicos; una caja cuadrada que es empotrada en el techo o en la pared de la habitación además el costo de instalación es realmente bajo.

El split o consola de pared es la más usada últimamente , pues también puede ser usado como decoración en espacios modernos, el ruido es mínimo y el mantenimiento de muy bajo costo. El costo de instalación puede ser más caro pero mayormente duradero. El split portátil es un cajón con “rueditas” y su instalación es más fácil.

Aire Acondicionado por Conductos: ductos

Este por lo general se plantea desde la etapa inicial de la obra o construcción de una casa, ya que se distribuyen los conductos por toda la casa a través de rejillas de inyección instaladas en el techo, es recomendable que se consulte a un balance térmico el cual puede ser realizado por expertos en la materia quienes tomarán en cuenta las posibles variables para una temperatura adecuada.

También lo puedes calcular por ti mismo usando esta fórmula:
Volumen del Ambiente (altura x ancho x largo) x 55 (coeficiente estándar para ambientes medianamente calurosos) = Cantidad de frigorías requeridas
* Tips
* Configura la temperatura deseada entre los 23 y 21 grados (no por debajo), a fin de contribuir al ahorro energético y no desperdiciar refrigeración.
* Utiliza la función “sleep” en los split a fin de que disminuya el funcionamiento del equipo durante las horas de sueño cuando debido a la baja actividad física el cuerpo requiere menos cantidad de frío.
Espero sea de gran ayuda para ti y te libre de esos calores de primavera y próximo verano.
Llévate los mejores artículos para tu hogar en nuestra tienda en línea con los mejores descuentos y en la puerta de tu hogar.

Volver a página anterior