Si eres un apasionado de la lectura, quizá a lo largo del tiempo has acumulado tantos libros que ocupan diversos espacios del hogar en forma desordenada, a menos que consideres la necesidad de diseñar un plan de biblioteca para mantenerlos en buen estado y de paso contar con un espacio apropiado para disfrutarlos.

La premisa para instalar una biblioteca es contar con un sitio en la casa donde haya tranquilidad y espacio suficiente para colocar las librerías, un buen sofá y una mesa con lámpara. Las viviendas de hoy se caracterizan por el espacio reducido, lo cual podría dificultar la creación de una sala de lectura. Sin embargo, podemos diseñar nuestro rincón para libros empleando cualquier espacio de la casa, basta con que nos permita colocar algunos libreros, un sofá o silla cómoda y esté bien iluminado.

Espacio en la sala
Cuando la sala de la casa es amplia podemos robar un pequeño espacio para crear nuestra habitación de lectura. No necesitamos hacer obra para ello, basta con instalar unos libreros altos como división e instalar una puerta
plegable o corredera.

Esta solución es apropiada para salas que tienen formas irregulares y poco aprovechables. Un espacio ideal para llevar a cabo un proyecto de biblioteca puede ser un rincón junto a nuestra ventana favorita. Esto permite aprovechar la luz natural instalando nuestro sillón en dicho rincón, con una mesa a un lado y una lámpara de pie.

Para delimitar este rincón puedes emplear una alfombra mullida. Para guardar los libros puedes recurrir a una simple estantería de madera amurada a la pared o elegir entre la infinidad de modelos de libreros que existe, desde los tradicionales con puertas vidriadas, hasta las simples estanterías amuradas, incluyendo bibliotecas de toda clase, con o sin puertas, que abarquen toda la pared o con muebles bajos.

¿Cómo elegir la estantería?
Es necesario tomar en cuenta las necesidades de espacio para elegir libreros, pero sin olvidar la decoración, que debe armonizar con ellos. El sillón de lectura debe ser cómodo, diseñado para una correcta postura, para que no
afecte la columna luego de varias horas en él. También podemos agregar un reposapiés.
Una forma de crear una estantería a medida es empleando módulos, colocados uno encima del otro, lo que ofrece la oportunidad de que la estantería crezca de acuerdo a tus necesidades. Este mueble puede dejar espacio para ubicar algunos objetos ornamentales, accesorios, etcétera. También puedes colocar ahí el equipo de audio y otros elementos.

Una estantería de piso a techo puede servir como división en un ambiente más grande, creando con ella una pequeña sala de lectura dentro de otro espacio. Además, la estantería llena de libros funciona como aislante acústico.

La luz es importante
El proyecto de biblioteca requiere de buena iluminación, tanto para el rincón de lectura como para la estantería, para facilitar la búsqueda de los libros. Podemos utilizar una lámpara dirigible o una lámpara de pie. Aplicar pintura en tonos claros en las paredes y la estantería permitirá aumentar la luminosidad del ambiente.

Biblioteca Feng Shui
La decoración de una sala de lectura con el Feng Shui requiere de una serie de consideraciones especiales para lograr la armonía y desarrollo mental que nos permita sentirnos a gusto. Para el Feng Shui, los libros generan energía que puede resultar negativa cuando se acumula, por este motivo las bibliotecas no deben quedar a espaldas de quien está leyendo o trabajando. Si no puede evitarse es aconsejable instalar una puerta o una mampara entre la biblioteca y la persona.

Otro elemento que debemos cuidar a nivel energético es el cableado de los equipos eléctricos, pues distorsionan la energía, para evitar este fenómeno se esconden los cables. El otro gran elemento que debe cuidarse es la higiene, lo que evita que la energía que emana de las bibliotecas se estanque y enferme. Es fundamental mantener el espacio limpio y siempre aseado siempre.

La forma de la biblioteca debe ser cuadrada o rectangular para atraer la buena suerte. Si tuviera otra forma, debemos colocar muebles hechos a medida para cambiar la forma de la habitación. Si contamos con un escritorio en la biblioteca, debemos ubicarlo de manera que domine el espacio y de cara a la puerta, para poder observar
todo lo que entra o sale.

La iluminación es un tema delicado en una biblioteca, ya que debe permitir la lectura confortable en todos los sectores de la habitación. La luz debe ser suficientemente intensa para facilitar la lectura, pero no tanto como para producir fatiga visual.

También deben evitarse los reflejos. La luz natural debe llegar de costado para una reducción de las sombras. Una ventana frente al escritorio nos garantiza una iluminación potente y confortable. La biblioteca o librero debe contar con espacio suficiente para albergar nuestros libros de manera holgada para que no se acumule la energía negativa.

Los sujetalibros serán de madera, metal o piedra, que representan al elemento (tierra). También deben colocarse grandes velas de cera, que representan al elemento fuego. El orden en la biblioteca es fundamental, pero se ve dificultado por cuestiones como el tamaño y tipo de los libros, lo que hace que tiendan al caos. Es conveniente alternar grupos de libros colocados verticalmente con libros
colocados en posición horizontal.

Mobiliario Feng Shui
La forma, los materiales y la ubicación del mobiliario es importante en el Feng Shui, pues puede favorecer o entorpecer la circulación de la energía. Los muebles deben ser preferentemente de madera, con las puntas redondeadas para no cortar el chi. Entre las fuerzas de la prosperidad y la abundancia se debe colocar también un objeto dorado de metal y otro plateado.

Volver a página anterior