Se acerca el Día del Padre, un día especial en el que sorprender, ilusionar y mimar a los hombres de nuestra vida. ¿Necesitas inspiración? Te recordamos las 6 reglas básicas para hacer un regalo 10.

Si quieres acertar con un regalo que emocione en el Día del Padre, aquí tienes una breve lista de consejos que podrán ayudarte a encontrarlo.

Huye de los clásicos.- La idea es que al abrir su regalo no sea capaz de cerrar la boca de la impresión, ¿no? Pues deja en la recámara los detalles típicos, como libros, discos o DVDs, que son perfectos para un obsequio “porque sí”. Intenta buscar algo más especial.

Di “No” a los regalos prácticos.- Cambia los regalos prácticos y previsibles, como las corbatas o la ropa, por un capricho. Apuesta por eso que sabes que él nunca se comprará o que no se puede permitir.

Respeta sus gustos.- Ten en cuenta su estilo. Fíjate en sus colores favoritos, sus aficiones o hobbies. Seguro que hayas la inspiración. La fotografía, los deportes, la ciencia, el cuidado personal, ¡todo eso te abre un gran abanico de posibilidades! ¿Qué te parece un perfume para él?

Piensa que es un hombre.- ¿Y qué les gusta a los hombres? Los coches, la tecnología, los aparatos complicados, las cajas de herramientas… Las “maquinitas” son como sus juguetes. Si optas por algo que tenga mecanismos acertarás seguro.

Ataca a la “fibra sensible”.- Acompaña su regalo con un detalle emocional. Una tarjeta de cumpleaños dedicada a mano, un foto-libro de su vida, una fiesta con la familia… Y algo fundamental: mantén el factor sorpresa, ¡que no se espere nada de nada!

Ponle cariño.-  Lo que se hace con ganas y no por compromiso, ¡se nota!

Es difícil dar con el regalo ideal, así que te proponemos 2 de nuestros preferidos:

  • Para que se despeje, ¿qué mejor que uno o varios días en un balneario o una casa rural, con masaje y cena incluidos, por ejemplo? A veces nos cuesta escaparnos y necesitamos un empujoncito, ¡dáselo!
  • ¿Hay algo que siempre ha querido hacer? Conducir un Porsche, volar en ala delta, submarinismo… Ahora puede ser un gran momento, regálale una experiencia irrepetible y nunca lo olvidará.
Volver a página anterior